En vacaciones, ¡alquila un coche!

Casi no hemos deshecho las maletas de las vacaciones de Semana Santa y ya estamos pensando en el puente de mayo. A falta de poco más de una semana para volver a disfrutar de unos días libres hacer un pequeño viaje es una de las opciones que seguro que ya barajas.

Tanto si decides quedarte en España como si quieres visitar otros países, la manera más cómoda para desplazarte de un lugar a otro y que te permitirá sacarle el máximo partido a tus vacaciones es ¡alquilar un coche!

Pero ¡ojo! Si no quieres llevarte un mal recuerdo de esta experiencia y volverte a casa con sensación de que te han estafado tienes que prestar atención a una serie de detalles que evitarán que el conocido como ‘rent a car’ te salga más caro de lo que esperabas.

Trucos y consejos esenciales para alquilar un coche

La regla de oro a la hora de alquilar un coche y evitar que te acaben dando gato por liebre  es ¡comparar!, ya no sólo por el ahorro económico que experimentarás, sino también por el tiempo que podrás invertir en planear el resto de detalles de tu viaje. Y quién mejor para ayudarte en esta misión que Rastreator!

Antes de nada ten en cuenta…

Antigüedad y edad mínima

Los primeros requisitos que debes cumplir para que una empresa te alquile un coche son la edad y la antigüedad de tu carné de conducir. Si eres demasiado joven lo normal es que te cueste más trabajo alquilar un coche, pero no es una misión imposible. Los requisitos los establece cada compañía y aunque la mayoría de las consultadas por Rastreator.com exigen que el conductor tenga entre 21 y 23 o ¡incluso 25 años!, también hemos localizado alguna que permite a conductores noveles y recién llegados a la edad adulta firmar un contrato de alquiler de coche. Pero debes saber que si tienes menos de 25 años en la mayoría de los casos deberás hacer frente a la cláusula de ‘conductor joven’, que aumentará notablemente el precio del alquiler. Por eso, si alguno de tus acompañantes supera esta edad una buena manera de ahorrar en el alquiler es convencerle para que sea el chófer oficial del grupo.

Pero el que se piense que la edad es la única gran barrera para alquiler un coche ¡está equivocadísimo! La antigüedad del permiso de conducir es otra de ellas, de nada te vale tener 40 años si hace 2 días que te sacaste el carné ya que hasta más de un año de antigüedad suelen exigir muchas empresas para confiarte uno de sus vehículos. Pero como todo, siempre hay excepciones, y aquí no podía ser distinto.

Tarjeta de crédito

¡No olvides una tarjeta de crédito! ya que la mayoría de las empresas suelen exigirla como requisito para alquilar sus vehículos. Además, lo habitual es que cuando realices el pago del alquiler te exijan una fianza que será descontada directamente de tu tarjeta.

Es importante que te fijes en…

Una vez superado el primer trámite llega el momento de aceptar las condiciones y firmar el contrato de alquiler. Antes de nada ¡asegúrate de que todos los datos son correctos y que las condiciones incluidas son las pactadas previamente! ¡Lee la letra pequeña! Si lo tienes todo claro será más difícil que a la ahora de devolver el vehículo te encuentres con sorpresas desagradables.

¡Inspecciona el coche!

Con las llaves en la mano lo primero que debes hacer antes de arrancar es inspeccionar el coche minuciosamente. Que las ruedas estén en buen estado, que la carrocería no tengas arañazos o esté abollada, que las luces funcionen perfectamente, que el interior del vehículo esté en buen estado y que no falte ningún accesorio como puede ser una alfombrilla, el mechero o ¡un cinturón!

Aunque esto parezca una tontería no lo es. Si a la hora de devolver el coche la empresa se percata de que tiene algún desperfecto te lo cargará a ti y en el mejor de los casos sólo te quedarías sin la fianza, en el peor ¡te podría salir muy caro!

Si encontraras algo fuera de lo normal ¡házselo saber a la empresa! antes de llevarte el coche a ser posible y no dudes en hacer fotografías o vídeos en los que conste la hora y la fecha en el que fueron tomados. Todo es poco para poder demostrar que tú no has sido el responsable.

Documentación y seguro

Una vez revisado el vehículo el siguiente paso es comprobar que la documentación está en regla. Verifica que tienes todos los papeles, el teléfono de la empresa, el de asistencia en carretera y asegúrate que cuenta con un seguro en vigor. Esto último también tienes que comprobarlo en tu contrato. Qué tipo de seguro tienes, suele ser el que exige la ley, que coberturas te cubre, si tiene o no franquicia y qué cantidad…

En el precio del alquiler suele estar incluido el seguro obligatorio de Coche, aunque puede ser que algunas compañías lo carguen aparte. Eso sí, si lo deseas sueles poder ampliar el que te ofrecen con más coberturas adicionales.

Límite de kilometraje y hora de entrega

Lo más recomendable a la hora de alquilar un coche es hacerlo sin límite de kilometraje. Muchas veces por querer ahorrar unos euros podemos caer en el error de renunciar a ciertas cosas que nos podrían ahorrar un quebradero de cabeza más adelante. La mayoría de las empresas permiten alquiler coches con una distancia máxima a recorrer. Si es tu caso deberás estar atento y no sobrepasarlos ya que cada kilómetro extra tiene un coste que suele ser elevado y algo importante, ¡no te retrases en la hora de entrega! 5 minutos llega tarde cualquiera pero 4 horas ya es pasarse. Ten en cuenta la horquilla horaria con la que cuentas porque una vez más ¡esto es motivo para que la compañía te cobre un día más o imponga una sanción monetaria!

Combustible en los coches de alquiler

El combustible es otro de los temas más conflictivos. Muchas compañías suelen entregar el vehículo con el depósito lleno y exigen que sea devuelto en las mismas condiciones, aunque esto puede variar de unas a otras. ¿Qué pasa si no se hace? Si no devuelves el vehículo con el tanque lleno, en la mayoría de los casos pagarás el depósito a ¡precio de oro! ¿Recuerdas que habías dejado una fianza?

Pero hay algunas que ofrecen la opción, para los más vagos, de dejar pagado por adelantado un depósito lleno con el precio al que esté el combustible en las gasolineras locales. Eso sí, si lo devuelves medio lleno no te ingresarán la parte proporcional del que no hayas consumido.

Algo importante de lo que debes asegurarte es que no te van a cobrar extras por el tipo de combustible ya que algunas empresas incluyen un suplemento si se trata de un coche diesel.

Conductor adicional

Desde Rastreator.com siempre intentamos darte consejos para ahorrar pero hay ciertos gastos en los que no se debe escatimar. Al alquilar un coche podrás comprobar que, por defecto, las compañías sólo permiten un conductor. ¡Esto no es del todo cierto! El cliente puede ampliar esta cobertura y añadir 1 o 2 conductores adicionales aunque claro, eso hay que pagarlo. Añadir esta opción suele ser una buena idea para repartir los kilómetros entre varios conductores y que todos puedan descansar. El precio suele variar en función de la compañía, pero no suele exceder los 10 ó 15 euros por día y conductor. Pero ¡ojo!, la edad y la antigüedad de carné influye en el precio final y en estos casos sí que es algo para pensárselo 2 veces.

Tramitación de multas

Conduce con cabeza y no incumplas las normas de tráfico y sobre todo ¡cuidado con la velocidad! Que estés conduciendo un coche de alquiler no quiere decir que sea invisible, los radares te van a pillar igual. Si te ponen una multa no te vas a poder lavar las manos y la vas a tener que pagar igual. Incluso, es posible que la compañía te aplique una tasa por tramitación y gestión de multas.

Complementos extras

Algo a tener en cuenta es que todos los extras suponen un incremento en el alquiler de tu coche. Si vas a viajar con niños que precisan de un sistema de retención infantil o eres un despistado y no sabes moverte sin GPS intenta llevarte el tuyo. El recargo de estos elementos por cada día suele ser notable y al final de tu viaje puede suponerte un pico.

Devuelve el coche en buen estado

Devolver el coche impoluto y sin una mota de polvo no es algo que te suelan exigir, ahora bien, devolverlo en malas condiciones es otra cosa. Si la compañía recibe el coche tan sucio que tiene que hacer una “limpieza especial“, con una llanta o retrovisor menos o pierdes las llaves o algún documento, lo más seguro es que los gastos de subsanar tu desaguisado te los cobre. Así que cuida el coche mejor que si fuera tuyo.

Compara coches de alquiler con Rastreator.com

Alquilar un coche cuando llegas a tu destino y desplazarte de monumento en monumento motorizado es un placer. Te da una libertad enorme para moverte más allá de la ciudad en la que estás alojado, visitar lugares donde no llega el bus y no estar sujeto a horarios. Pero no se puede decir lo mismo del trámite previo. Para no desesperarse lo mejor es comparar coches de alquiler y encontrar el tuyo en tan sólo 5 minutos.

Rastreator.com