Hoteles para perros

Planeas el viaje, buscas el hotel, reservas los billetes… y ¡de vacaciones! En principio puede parecer una tarea sencilla, pero si tienes mascotas la cosa se complica. Si no encuentras un medio de transporte público que te permita trasladarte como deseas con tu mascota siempre te queda la opción de viajar en coche, pero si no encuentras hotel ¿te quedas en casa? ¡Tranquilo!, cada vez son más los alojamientos vacacionales que permiten a tu mascota pasar unos días libres contigo, pero si vas a uno que no le permite la entrada o no puedes llevarla contigo por cualquier razón ya no tienes que marear a toda la familia para que alguien la cuide, ¡puedes llevarla a un hotel!

Las mascotas y los viajes

Según el II Análisis Científico sobre el Vínculo entre personas, perros y gatos de la Fundación Affinity el 43% de las personas tiene mascota y para todos ellos la época de vacaciones puede entrañar dificultades. Sin embargo, buscar un hotel que permita perros o a alguien que lo cuide mientras estamos unos días fuera de casa, ya sea por motivos laborales o de vacaciones, es cada vez más fácil y existen más opciones. Los hay en los que podemos alojarnos en la misma habitación y también en los que sólo pueden hacerlo ellos pero que, eso sí, los tratan como a reyes. ¿Qué opción eliges tú?

Hoteles para ti y para tu perro

Muchos hoteles contemplan la posibilidad de alojarse con mascotas, aunque éstas suelen ser perros y gatos únicamente. Sin embargo, para poder compartir tus vacaciones con tu perro es necesario que avises al hotel con antelación y que pagues, en muchos casos, un sobrecoste, por lo que pasar unos días en la playa o en la montaña con tu animal de compañía puede salirte caro.

A la hora de elegir un hotel donde puedas alojarte con tu amigo más peludo infórmate bien sobre los servicios que te ofrece y si se encuentra equipado correctamente para las necesidades de tus mascotas ya que no todos lo están y puede que una vez en tu destino descubras que no tiene recipientes para el agua o la comida ni una cama. Para que esta labor de búsqueda sea más sencilla algunos seguros de Mascotas incluyen dentro de sus coberturas servicios de información sobre los alojamientos que las admiten.

También es posible recurrir a un apartamento o al intercambio de casa. Aunque avisar de que se va a viajar con un animal también es necesario en esos casos, puede ser una opción más cómoda tanto para ti como para tu perro ya que puedes buscar una casa con un pequeño jardín y así tu fiel compañero podrá campar a sus anchas.

Hoteles para tu perro

Si quieres viajar pero no puedes llevarte a tu perro contigo ¡no te preocupes!, no tienes que quedarte en casa. Tampoco tendrás que perseguir a tus padres, hermanos o vecinos para que se queden con él. Como solución a los problemas de los dueños de mascotas a la hora de ausentarse de su domicilio, ya sea un día o varios, han nacido en España multitud de guarderías y hoteles que las acogen mientras sus dueños no pueden atenderlas. Vivas en la ciudad que vivas seguro que tienes alguno cerca en el que estará bien cuidado y atendido, e incluso ¡puede que salga de allí radiante de felicidad y hasta adiestrado!

El perro, el rey de la casa

En tu casa tu perro es el rey, y como tal le tratarán en el hotel canino, eso sí, si eliges uno de alta categoría. Los hay de todo tipo, algunos les pasean muchas veces al día, en otros les dan masajes e incluso les pueden peinar profesionales y enviarte fotos o vídeos vía email o por algún servicio de mensajería instantánea.

Su funcionamiento es sencillo. Algunas residencias de este tipo van a buscarlo a tu propia casa y después te lo entregan, mientras que en otras tienes que ser tú el que te desplaces para dejarlo en el que será su hogar durante unos días.

Algunos de ellos pueden ofrecer un trato personalizado teniendo en cuenta su raza, tamaño y carácter. Además, muchos disponen de atención veterinaria durante todo el día y disponen de zonas separadas de habitación y recreo. Así, lejos de la imagen que puedes tener en la cabeza, y que puede echarte para atrás en la decisión, de que tu mascota va a dormir en una jaula y va a ser tratada de manera incorrecta, la mayoría de los hoteles y residencias disponen de camas, juguetes y servicios para todos ellos. Incluso pueden tener zonas de fitness para que se pongan en forma. ¡Casi va a disfrutar más que tú de las vacaciones!

Estos alojamientos están pensados precisamente para ellos, por lo que será el protagonista de las vacaciones. Puedes encontrar: habitaciones individuales climatizadas, atención veterinaria, adiestramiento, entretenimiento, parques de recreo, servicio de fitness y peluquería… Y como si fuera un hotel para ti, puedes encontrarlos desde 10 euros la noche hasta 50, el precio dependerá de los servicios que ofrezca el alojamiento y de la estancia. Incluso podrá ¡disfrutar de piscina normal o de bolas, ver la televisión y corretear por una parcela privada!

Vacaciones formativas

Y si en verano mandamos a los pequeños de la casa a campamentos para que aprendan a vivir fuera del resguardo de nuestra ala, que se vuelvan aventureros o que aprendan idiomas… a los más peludos también podemos concederles unas vacaciones formativas. Algunas residencias o guarderías te ofrecen la posibilidad de contratar además del alojamiento y los cuidados un servicio de adiestramiento para que la estancia de tu perro esté bien aprovechada. Le podrán iniciar en la obediencia básica o refrescar sus conocimientos si ya le tienes bien enseñado. Quién sabe, igual cuando vuelvas a por él consigues lo que ahora parece impensable, ¡que te acerque las zapatillas como los de las películas!

Un cuidador temporal

Otra opción sería encontrar a alguien que se encargara de cuidar a tu pequeño, pero no tiene que ser necesariamente un familiar o amigo. Existen muchas empresas que ofrecen servicios de “guardería” para tu mascota en varias modalidades: alguien va a tu casa y la cuida o bien se aloja con una familia que la acoge mientras estás fuera.

Si te decantas por la primera opción encontrarás compañías que te permiten que una persona de a pie o incluso un cuidador profesional se acerque a tu casa varias veces al día para alimentar y pasear a tu perro. Pero la opción más completa y acogedora es la segunda. Algunas empresas ponen en contacto a cuidadores o familias y personas que tienen que ausentarse y no tienen con quién dejar a su mascota. Eliges el cuidador y puede cuidarlo en su propia casa hasta que regreses. ¡Estará como en casa! Además, puede que esa familia tenga niños u otros perros, ¡el tuyo se lo va a pasar en grande! Y le cuidarán como a uno más de la familia.

Vacaciones seguras

Te decantes por un hotel para ambos, uno para perros o una familia que lo cuide es posible que te pidan como requisito que esté en perfectas condiciones de salud, lavadito y bien cuidado. Además, un punto en común en los recintos como hoteles es que para ser aceptada tu mascota debe estar debidamente vacunada, antiparasitada y disponer de un seguro de Responsabilidad Civil si es un Perro Potencialmente Peligroso. Esto se debe a que suelen juntar a varios animales al mismo tiempo y de este modo garantizan que van a estar seguros en el establecimiento y que no van a contagiarse de ninguna enfermedad que tenga alguno de sus compañeros.

La piscina, el menú, las habitaciones… al igual que comparas los precios y servicios de distintos hoteles cuando buscas uno para ti, haz lo propio cuando se trata de uno para tu perro y busca uno acorde con él. Así, ambos disfrutaréis de unas buenas vacaciones.

Rastreator.com