Mantén tu Pyme a flote con un seguro

En España hay actualmente más de un millón de Pymes. Pequeñas y medianas empresas que cuentan con hasta 249 trabajadores y que según los últimos datos de Eurostat suponían el 7,3% del total en 2011. Si eres emprendedor y quieres montar tu empresa necesitarás 23 días y 10 trámites para poder abrirla, o por lo menos eso dice el Banco Mundial. Pero el recorrido para hacerlo es mucho más amplio: piensas la idea, buscas crédito y trabajadores, inicias los trámites… y comienzan los dolores de cabeza. Al igual que un castillo de naipes, todo lo que has creado puede caerse de golpe con un soplo de aire si los cimientos no son buenos y no estás preparado. Por eso, con motivo del Día Europeo de las Pymes, que se celebra hoy 12 de mayo, creemos que deberías saber que la industria aseguradora te ofrece muchas opciones para proteger tu negocio y que no se ponga en peligro todo tu esfuerzo si creas tu propia pequeña o mediana empresa.

Tu Pyme, segura

Crear una Pyme supone una gran inversión y por lo tanto grandes riesgos. En materia empresarial merece la pena caminar con paso firme y los seguros ayudan a que, en el caso de que llegues a terrenos movedizos, no te hundas. Según el tipo de actividad que ejerzas tendrás que contratar algunos seguros obligatorios, pero también puedes suscribir otros que, aunque voluntarios, pueden mantener tu negocio seguro.

Seguros obligatorios para empresas

Seguro de Accidentes para los empleados

Según el convenio colectivo que se aplique a tu actividad puede que sea necesario contratar un seguro de Accidentes para tus empleados. De este modo si tus empleados sufren un accidente laboral la póliza cubrirá las consecuencias. Las coberturas e indemnizaciones pueden venir determinadas en el convenio, y la prima a pagar dependerá del número de trabajadores que incluyas en el seguro Colectivo y de la actividad.

Seguro de Responsabilidad Civil

¿Qué pasaría si tu Pyme es un comercio y un cliente se resbala al entrar y se cae? ¿Y si el letrero de la puerta se descuelga y daña a un coche? La Responsabilidad Civil de un negocio está en las manos del empresario, que tiene que hacerse cargo del abono de la indemnización en caso de accidente. Sea cual sea la actividad que desarrolles puedes contratar un seguro de Responsabilidad Civil, RC, pero en el caso de determinados negocios es obligatorio.

Seguro Decenal para la construcción

¿Tienes menos de 250 empleados y te dedicas a la construcción? Entonces debes contratar un seguro Decenal. Se trata de una póliza obligatoria para este sector y debe cubrir a los compradores de los inmuebles nuevos los daños, defectos o vicios de la construcción durante al menos 10 años.

Seguros que te conviene contratar si tienes una Pyme

A partir de ahí, la conveniencia de contratar otros seguros dependerá de la aversión al riesgo que tengamos y de las consecuencias que puede tener un suceso asegurable en la actividad y desarrollo de la empresa.

Seguro Multirriesgo para el negocio u oficina

Al igual que contratas un seguro de Hogar para tu domicilio también puedes hacer lo mismo en el caso de tu empresa. Un seguro Multirriesgo para tu oficina o comercio cubrirá los daños que pueda sufrir el local o aquellos que ocasiones a los vecinos. Como decimos, esta póliza no es obligatoria, pero en muchas ocasiones puede salirte más rentable contratarla que hacer frente a los gastos derivados de un suceso de ese tipo. Puedes pensar que es muy difícil que pase algo en tu lugar de trabajo, pero ¿y si pasa?

Responsabilidad Civil

Desde los problemas que puedas tener con tus empleados hasta los que puedan causar los productos que comercialices en tus clientes. ¿Tienes un restaurante? Entonces la salmonelosis te causará menos dolores si contratas un seguro de este tipo. Puede que tengas altos niveles de control y que todos los procesos tengan una extrema vigilancia, pero ¿y si un día la cadena de montaje falla y un juguete infantil tiene defectos, o los productos que utilizas no están en perfectas condiciones y un cliente te denuncia? ¡Más vale prevenir que curar!

Pérdida de beneficios, mercancías, maquinaria…

El mercado asegurador va aún más allá y te permite contratar un seguro de Pérdida de Beneficios para que puedas hacer frente a la imposibilidad de conseguir ganancias si te ves obligado a interrumpir tu actividad por cortes de suministro, fallos en la maquinaria, u otros siniestros. Sin embargo, no sólo la falta de producción puede hacer que tu negocio se tambalee. El impago es uno de los mayores riesgos a los que te expones siendo empresario, independientemente del tamaño de tu negocio. Cuando trabajas como proveedor y vendes a crédito, que tus clientes no te paguen puede llevarte a la quiebra, en ese caso el seguro de Crédito es tu aliado. También puedes protegerte con una póliza de Defensa Jurídica o los daños sufridos por las mercancías que tengas almacenadas en cámaras frigoríficas.

El seguro te protege a ti y a tu negocio

Como has visto, al igual que contratas coberturas para cubrir tu vida personal también puedes hacerlo para mantener tu negocio seguro. Hoy es el Día Europeo de las Pymes, pero la economía no se detiene y tu empresa tampoco, por ello es importante que estés cubierto los 365 días del año. Define cuáles son las necesidades de tu actividad, las áreas empresariales más propensas a sufrir un siniestro y contrata el seguro para empresas que más se adecúe a tu compañía. Cuantos menos obstáculos te encuentres en el camino más fácil será que se convierta en una gran empresa.

Rastreator.com