Quiero ahorrar… en Navidad

Ha llegado la Navidad, las comilonas, los regalos, las celebraciones… y con ellas el derroche. Estas fechas traen consigo cada año muchas tentaciones y aumenta el riesgo de cometer excesos. Estiman que en esta ocasión cada familia va a gastar unos 671 euros, que se irán, al igual que todos los años, como si nada. Entre regalos, viajes y comida estas fechas dejan, en muchas ocasiones, un gran agujero en nuestros bolsillos del que es difícil recuperarse. Desde Rastreator.com queremos ayudarte a disfrutar de la Navidad sin gastar tanto dinero. Da igual que seas un entusiasta de estas fiestas o si recibes como agua de mayo el 7 de enero, este año podrás ahorrar en Navidad. ¿Sabes cuál es la clave para que las compras navideñas no te salgan más caras de lo debido? ¡No comprar en Navidad!.

Y al decir que no compres en estas fechas no nos referimos a que no te des un banquete en Nochevieja, ni que el día 25 no tengas regalos esperándote en el árbol, sino que prevenir te saldrá barato. No adelantes las compras demasiado, pero tampoco lo dejes todo para el último momento. La Navidad aumenta nuestro entusiasmo, pero también los precios.

Es recomendable que cuando se va acercando el momento elabores concienzudamente una lista, lo más cerrada posible, de las cosas que necesitas comprar y del dinero que vas a dedicar a cada una de ellas. Si has llegado a fin de año justo de dinero no es necesario que te endeudes para disfrutar de ella, ajusta el presupuesto de tu familia a las posibilidades que tienes, si no al final no será una buena época o irá seguida de una bastante peor. Compra lo necesario y no te dejes llevar por el momento y evita que las luces y la decoración te hagan caer en la tentación de comprar sin control. Y ten en cuenta que las compras de última hora pueden provocar un desajuste en la economía de tu hogar!!

Comidas de Navidad

Gran parte de los gastos que hacemos en Navidad están destinados a las compras. Con los villancicos comienza cada año el “erre que erre” de los menús navideños. Para ahorrar este año te recomendamos que te abras a otras posibilidades:

  • Con los alimentos congelados no perderás calidad y te permitirán comprar con la suficiente antelación como para no notar la subida. Si compras el marisco congelado tu bolsillo notará la diferencia ya que puede adquirirse antes de que los precios suban.
  • Productos como las angulas, el besugo, el cordero o las ostras se encarecen especialmente, puedes sustituirlos por lubina, redondo de ternera o almejas. Y si los necesitas sí o sí lo mejor es que los compres por adelantado y después de cocerlos los congeles, de este modo se mantendrá la calidad y no te arriesgas a que suban los precios y se te atraganten.
  • Si en lugar de adelantarte esperas a ultimísima hora puede que encuentres ofertas estupendas en pescado y marisco, pero ¡ojo!, quizá no tengas tanta suerte y termines pagando más o teniendo que cambiar de menú en el último momento.
  • Ojo a los langostinos, si optas  por los de granel ten cuidado, no resultan más económicos que los envasados y en muchos casos también han estado congelados, por lo que durarán mucho menos.
  • Las marcas blancas en los turrones y los dulces te serán de gran ayuda para ahorrar.
  • Si haces compras anticipadas asegúrate que los productos tienen buena conservación y que no va a llegar la fecha de caducidad antes de que los consumas.
  • Ahorra con las promociones de 3×2 o descuentos al comprar más unidades, eso sí, corrobora que en realidad la oferta no es falsa, si pone que te regalan 1 unidad el precio debe reflejarlo y hay ocasiones en las que no lo hace.
  • Los packs navideños que albergan muchos productos pueden hacerte más fácil la tarea de comprar, pero ¡cuidado!, no los compres si no vas a consumir todos los artículos. Si te compras una caja con 5 turrones y 1 de ellos no te gusta puede que al final te salga más caro que si los adquieres individualmente.

Después de las comidas navideñas podemos acumular gran cantidad de restos. Si te sobra deja que se enfríe y guárdala en el frigorífico, si no vas a consumirlo en los próximos días congélalo y podrás hacerlo más adelante. También puedes hacer otras recetas con lo que no has consumido. Prueba a hacer unas croquetas con la carne o el pescado, disfrutarás de ellas cuando quieras y no desperdiciarás nada. En el fondo, tirar comida a la basura significa tirar el dinero.

Regalos

Confesémoslo, Papa Noel y los Reyes Magos este año andan un poco justos de dinero, pero… ninguno queremos quedarnos sin regalos!! Lo mejor es crear una lista de las cosas que necesitas, así podrás fijarte un límite y no comprar por comprar.

Regalos para los niños

  • Elige los juguetes para los niños dependiendo de su edad, así podrán aprovecharlo y aprenderán mientras se divierten.
  • Compara entre los distintos establecimientos, puedes acercarte a las tiendas o consultar en sus webs, así te podrá salir más económico comprarlos. Además, las semanas antes de Navidad los precios de estos artículos aumentan en muchas tiendas, o se agotan los más populares. Si ya tienes decidido qué comprar hazlo antes de que llegue ese incremento.

Regalos para los no tan pequeños

Los pequeños de la casa siempre tienen su regalo, ya sea porque se lo traen los Reyes Magos o Papa Noel… pero a los que somos un poco más grandes también nos hace ilusión recibir un obsequio en estas fechas. Cuando compres tus sorpresas para el resto de la familia, recuerda que las rebajas están muy cerca. Si necesitas muchas cosas no es necesario que te pidas todo, y viceversa. Pide lo que más ilusión te haga, o simplemente un detalle, no gastes ahora mucho si puedes ahorrarte dinero cuando lleguen las rebajas de principios de año. Otra opción es:

  • Hacer tú mismo los regalos. Uno hecho con cariño puede aportar mucho más que otro comprado en una tienda. Puedes hacer unos calcetines, una bufanda, manualidades, dulces o sales de baño, por ejemplo. Te convertirás en un manitas y entregarás algo  diferente. Si además le das un toque divertido ¡triunfarás!.
  • Regala experiencias. Rastreator.com te da la opción de comprar experiencias a precios económicos. Será una forma diferente de disfrutar del regalo ahorrando dinero en ello.
  • Si vas a dar algo a una persona que tiene de todo puedes optar por ayudar a una buena causa, así no gastas por gastar, si no que estás contribuyendo con una acción social y no “malgastarás” el dinero.
  • Opta por el papel de regalo casero utilizando tu creatividad. Puedes utilizar papel de periódico u hojas blancas y pintarlas, escribir mensajes… así será un envoltorio mucho más barato y con un toque personal. Otra opción es guardar el papel de un año para otro, si lo reutilizas no tendrás que gastar dinero cada año en lo mismo.
  • Evita comprar productos que traen consigo una permanencia, como los teléfonos móviles que no son libres. Aunque en ese momento te salga barato el gasto se irá sumando y distribuyéndose durante el año.

Un amigo invisible cada vez más común

Si cada año por estas fechas os hacéis regalos entre los amigos, los compañeros de trabajo, o incluso entre la familia, una buena opción para que todos ahorréis es hacer el “amigo invisible”. Se trata de un juego que cada vez tiene más presencia en España y que consiste en hacer un sorteo dentro del grupo tras el cual cada miembro del grupo se queda con un nombre de otra persona y será a ella a la que regale. Si lo haces gastarás menos dinero porque sólo tendrás que comprar algo para una persona y nadie se quedará sin regalo!!

Además una buena opción es establecer un límite de gasto para todos, así controlaréis el dinero que gastáis. ¡Lo importante es el detalle!

Otros gastos navideños

Miga a miga el desembolso termina siendo grande, y al de los regalos y la comida se unen otros, como pueden ser la lotería y las luces, cuyo gasto se dispara en esta época del año.

Lotería de Navidad

Estos días se oye mucho una razón para comprar lotería, “compromiso”. Y es que si todos los días vas al mismo bar, eres de una asociación, o en tu trabajo se compra un número común… al final terminas comprando lotería por esa causa. La mejor opción para ahorrar en la lotería es con décimos compartidos. No hace falta comprar un cupón en cada sitio, si, por ejemplo, siempre vas con tu familia a un sitio concreto y tienen lotería, comprar entre todos un cupón, si toca resultaréis todos afortunados, y si no por lo menos no os habréis dejado un dineral en los boletos.

Adornos navideños

Lo más común es que los Reyes Magos o Papá Noel dejen los regalos en el árbol de Navidad, pero eso conlleva otro gasto, hay que adornarlo para que esté bonito. Tranquilos, si os organizáis no os saldrá tan caro. Recicla cajas de cartón y telas y elabora tus propios adornos navideños. Será un plan divertido para toda la familia y que notarás en el bolsillo.

Luz

Cuando llegan estas fechas el consumo se dispara, más aún con las últimas subidas en las facturas de la luz. Los métodos de ahorrar luz que aplicamos durante el año se desvanecen. Cocinas mucho más y utilizas todo tipo de tecnología, tienes la calefacción a todo trapo y si hay mucha gente en casa, todas las luces están encendidas!! Puedes ahorrar luz con pequeños gestos, anota:

  • Evita llenar tu casa de luces. El árbol, la entrada, la terraza… todo puede estar repleto de iluminación, pero conllevará un gasto. Si limitas las luces lo notarás, y si te encantan y no puedes prescindir de ellas, apágalas cuando salgas de casa y vuelve a encenderlas al regresar. También puedes optar por luces led, son algo más caras pero tienen menos consumo eléctrico y salen rentables a largo plazo.
  • Descongela los alimentos en el frigorífico, así el frío que se desprenderá de ellos se repartirá entre el resto.
  • Si utilizas el horno haz varios alimentos a la vez y no abras la puerta muy a menudo para ver cómo va la cena, se puede perder el calor acumulado.
  • Utiliza el lavavajillas. En esta época se acumulan los platos y el lavavajillas no sólo te quitará trabajo, sino que además te ayudará a ahorrar.
  • Si tienes la casa llena de invitados baja un par de grados la calefacción, al haber más personas el calor se notará más.

Es posible disfrutar de la Navidad sin llegar al día 7 de enero y tener un gran agujero en los bolsillos. Para ello compara precios, no compres lo primero que veas o cosas que no necesites y utiliza internet como canal de compra para buscar los mejores precios. Además, si pagas en efectivo serás más consciente de lo que vas desembolsando. Es muy importante que guardes los ticket de compra, evitarás disgustos. Y un último consejo, disfruta de la Navidad en compañía de los que quieres. Feliz Navidad!!

Rastreator.com